2008-04-24

Reseña: Togari

"Antes cometió crímenes y se encontraba en el infierno. Ahora aspira a conseguir la libertad. Debe cazar a los 'Toga' con la única ayuda que se le concede: la 'Togari'. Conseguirá su anhelada libertad si logra reunir 188 pecados en 188 días. Su nombre es Tôbei, y es la auténtica personificación del mal..."

Togari es un manga del género shonen cuyo protagonista, un antihéroe arquetípico, se embarca en una aventura iniciática en la que combatirá los pecados del mundo, en busca de la redención por los propios. Tôbei es un joven que ha pasado trescientos años sufriendo los más cruentos castigos en el Infierno, debido a una vida llena de muertes y asesinatos que le llevaron al patíbulo, siendo decapitado a la tierna edad de dieciséis años.

Pese a todo, su salvaje naturaleza le empuja una y otra vez a intentar escapar del horrendo lugar al que ha sido confinado, sin mostrar en ningún momento el más mínimo atisbo de arrepentimiento por los crímenes cometidos en vida.

Esto lleva a la líder de los guardianes del Infierno, la Señora Emma, a tomar una determinación: ofrecer a Tôbei la posibilidad de obtener su tan preciada libertad mandándolo a erradicar un número determinado de pecados en el plano terrrenal mediante la única ayuda de la espada Togari. Esta espada, aparentemente una inofensiva arma de madera, es en realidad un poderoso artilugio que absorve los Toga, esto es, los pecados humanos, y cuyo poder es mayor cuanto más malvado sea aquél que la utilice. Los Toga toman forma corpórea a medida que el pecado posee a los criminales, tomando las formas de espantosos monstruos que ayudan y protegen a los criminales en cuestión.

Y no son sino estos monstruos los que Tôbei debe destruir, en total 188 de ellos en 188 días, un reto aparantemente inalcanzable, pero ante el cual el indomable joven no parece amedrentarse ni un ápice. Así, volverá al mundo de los mortales para erradicar el mal gracias a los poderes de Togari, la Cazadora de Pecados.

Eso sí, no podrá en bajo ningún concepto dañar a ningún humano, por malvado que éste sea, ya que el daño que cause a cualquier persona le será devuelto exponencialmente. Y mucho menos podrá cometer ningún pecado, ya que esto podría causar que su cabeza se separara del cuerpo definitivamente.

Por último, en caso de no poder cumplir con la misión que se le ha encomendado, el alma de Tôbei se sumirá eternamente y sin remedio en las tinieblas más profundas del infierno. ¿Conseguirá nuestro protagonista, frente a todas estas dificultades, superar el reto y dominar, finalmente, la espada Togari?

Seguramente, lo que más llame la atención del lector al leer por primera vez el manga sea el trazo con el que el dibujante Yoshinori Natsume ha realizado el dibujo del mismo. Éste es, frente al estilo de otras obras del género, poco elegante a simple vista, con líneas gruesas, un uso casi excesivo de las tramas y sombras, y un estilo, en definitiva, bastante burdo.

Por otro lado, según vayamos adentrándonos en el manga, veremos que el estilo es especialmente indicado para el mismo, dado que la aparente torpeza del trazo es, en realidad, una excelente herramienta expresiva que puede llegar a hacernos estremecer, sobretodo al enfrentarnos a los planos más cercanos del protagonista cuando éste está siendo poseído por la Togari y, en definitiva, por su propia maldad.

La profundidad argumental de la obra es suficiente, y no decepcionará a los amantes del género shonen. Si bien no podemos esperar una historia contada con todo lujo de detalles, ya que el contenido argumental es mucho y la colección cuenta únicamente con ocho tomos, la historia en sí está muy bien relatada, y la evolución general de los personajes dentro de la misma- haciendo especial hincapié en la figura de Tôbei- es uno de los factores más intrigantes dentro del cómic, y que, sin duda, nos mantendrán en vilo hasta el final de la obra.

En este aspecto, la relación de Tôbei con los humanos trescientos años después de su muerte causará escenas repletas de humor, debido al enfrentamiento que hace el autor de un personaje de la era feudal con los elementos cotidianos de la vida moderna, como los automóviles, la televisión, etc. Esto, si bien no es un elemento especialmente original en la narrativa actual, sí da, por otro lado, un soplo de aire fresco a un manga repleto de violencia descarnada, acentuada, como ya hemos dicho, por el trazo arrebatador con el que nos obsequia el dibujante, sobretodo en las escenas de mayor tensión.

Y, por supuesto, no podía faltar el elemento emotivo: Tôbei se enfrentará a emociones que nunca antes había experimentado, hecho que probablemente le haya convertido en el monstruoso asesino que vemos ahora. En este sentido, la evolución personal de Tôbei, como ya hemos resaltado anteriormente, es uno de los elementos más importantes en la lectura de este manga, y, sin duda, uno de los que mantendrá más vivo nuestro interés por él.

Lástima que, por lo visto, la edición japonesa del manga fuera cancelada en el último momento, cosa que hace que el final del mismo sea un poco abrupto y deje al lector con un final abierto lleno de expectativas sin resolver...

El autor, Yoshinori Natsume, se conoce por otras obras como el manga Kurozakuro y por la realización de la nueva colección de Batman, editada por DC Comics, Death's Mask, primera incursión en el mercado americano por parte del mismo. Nacido en Hiroshima en 1975, dota a sus obras de un estilo muy particular, como podemos observar en la obra que ocupa esta reseña.

La edición de Panini ha sido muy correctamente realizada, en un formato muy cómodo y a un precio muy asequible. La calidad de la encuadernación es buena, así como la impresión y la rotulación del mismo. Además, varios de los tomos de la colección cuentan con contenido extra al final del volumen, con lo que podremos disfrutar de diversos bocetos y explicaciones del mismo autor sobre la realización de Togari y la creación de sus entornos y personajes.

En este sentido, cabe alabar el buen trabajo de Panini, en su colección Panini Manga, ya que se está convirtiendo en un frente muy importante en la edición de manga en este país.

Lo mejor: El estilo de Yoshinori Natsume, el cual nos sumirá en las infernales tinieblas de la malignidad humana mediante un trazo muy expresivo y un argumento trepidante.

Lo peor: El final de la obra es, quizás, excesivamente abrupto, y deja demasiadas preguntas sin resolver.

Ficha Técnica

Título Original: Togari
Guión: Yoshinori Natsume
Dibujo: Yoshinori Natsume
Editorial Japonesa: Shogakukan
Editorial Española: Panini Cómics
Formato Tomo: C6 (114x162)
Nº de Tomos en Japonés: 8
Nº de Tomos en Castellano: 8

Enlaces:

Panini Cómics: Togari
Listado Manga: Togari

1 comentario:

Beren dijo...

Tal como lo cuentas tiene muy buena pinta, lo estudiaré jeje

Publicar un comentario en la entrada