Google+ Reseña: Freedom | Ramen Para Dos - Noticias Manga, Noticias Anime, Noticias Videojuegos, Cultura Japonesa

2011-07-14

Reseña: Freedom

Es imposible saber cuantos autores en este mundo del manga y el anime que no necesiten una presentación previa, pero uno de ellos, sin lugar a dudas, es Katsuhiro Otomo. Creador de una de las obras de referencia como es Akira, todo cuanto hace, todo en lo que se involucra es seguido al detalle. Freedom son siete OVAs donde Otomo únicamente realizó los diseños de personajes con su inconfundible estilo, quedando las labores de dirección para Shuhei Morita y dejando el guión en manos de Dai Sato, Katsuhiko Chiba y Yuuichi Nomura. Con un papel tan a la vista pero con tan poca influencia real en el producto final, ¿cuánto de Otomo hay en Freedom?

Freedom es un producto de lo más particular: un encargo del gigante de la alimentación Nissin para celebrar su 35 aniversario. La marca de fideos precocinados puso como única condición el product placement de sus Nissin Cup Noodles y, por lo demás, les dio total libertad creativa al equipo elegido para Freedom.

¿Pero quiénes estuvieron en el proyecto aparte de Otomo? El director, Shuhei Morita tenía como mayor hito haber dirigido el corto Kakurenbo - Hide and Seek, que se estrenó en el año 2005, mientras que a la cabeza de los guionistas, se encontraba Dai Sato, que se había encargado de guionizar algunos episodios de Cowboy Bebop y su nombre ha estado detrás de muchos capítulos de Ghost in the Shell: Stand Alone Complex, Eureka Seven, Eden of the East, Samurai Champloo, siendo el jefe de escritores en Ergo Proxy. Bajo su ala, Katsuhiko Chiba se encargó de la composición de la serie y los guiones, tras haber trabajado haciendo los guiones de Inuyasha, Stellvia, Yu-Gi-Oh o Outlaw Star. Junto a él Yuuichi Nomura también echó una mano con los argumentos, teniendo en su haber guiones de Eureka Seven, Darker than BLACK y Mobile Suit Gundam Destiny.

El equipo no era precisamente inexperto pese a que de Otomo sólo vemos los diseños así como algunas de sus marcas y obsesiones personales, como puede ser un mundo post-apocalíptico, alta tecnología, adolescentes sin familia, etc. Y así desde noviembre de 2006 hasta mayo de 2008 fueron saliendo de mano de Sunrise y este “Freedom Committee” los 7 OVAs de aproximadamente 20 minutos de los que consta la serie, a excepción del último, que se dobla hasta los 45 para darle un cierre a la obra. La obra fue galardonada como mejor título de animación en la Tokyo Anime Fair y en mayo de 2010 Selecta Visión lanzó una edición en dos DVD en nuestro país.

Argumento

Siglo XXIII, la humanidad ha abandonado una Tierra devastada por el cambio climático y ha buscado refugio en la luna. A la espera de ser integrados en la sociedad, nuestro protagonista y sus amigos dedican el tiempo a fabricar su propio vehículo para participar en una carrera espacial. Un día, mientras realizan un servicio comunitario, encuentran una cápsula procedente de la Tierra con la foto de una chica con un extraño mensaje: “Estamos a salvo. ¿Hay alguien ahí?”. Este inesperado hallazgo les llevará a descubrir el secreto mejor guardado de la historia de la humanidad.

Takeru, Kazuma y Bismarck son tres adolescentes que viven en uno de los domos de ese exilio humano en la luna, dentro de una sociedad algo alienante, en la que todas las necesidades están cubiertas pero se ejerce un control y vigilancia sobre cada miembro de la comunidad con unas pulseras localizadoras . Sin embargo, los tres muchachos son aficionados a las carreras de vehículos motorizados pese a la prohibición de hacerlo. No es la primera similitud con la obra magna de Otomo, todo en Freedom respira un poco de Akira, todo tiene un cierto ambiente que trae a toda velocidad nos transporta a Neo-Tokyo.

Pero hay diferencias. Muchas diferencias. Freedom es una obra mucho más luminosa, donde el humor toma mucho más protagonismo, la ingeniería está más presente, con visitas habituales y reminiscencias a la carrera espacial y a los personajes del proyecto Apolo. El mensaje es bastante distinto, más positivo y optimista, incluso podría considerarse algo naif.

Lo cierto es que es difícil encariñarse con el trío protagonista, especialmente con Takeru, un adolescente con las hormonas en acción que está dispuesto a luchar contra la sociedad en la que vive y lanzarse a un planeta hipotéticamente devastado por haberse enamorado de una chica que ha visto en una fotografía. Pero aún así, la sucesión de persecuciones, peligros y el gran viaje en el que se ven envueltos los protagonistas tiene un atractivo que te hace seguir adelante pese a que, en algunos instantes, las cosas no terminen de encajar si eres de naturaleza algo escéptica.

La alargada sombra de Kaneda y Tetsuo

El mayor atractivo de Freedom, sus similitudes a Akira, son también su mayor handicap. De hecho, lo que la hace diferir frente a la original, son sus carencias. Por desgracia, el guión de Dai Sato no siempre está a la altura de las circunstancias, teniendo notables altibajos y sufriendo de una cierta dosis de previsibilidad que afea el espectáculo visual. Tampoco ayuda el pulso irregular y la arritmia con la que Shuhei Morita dirige las OVAs, en las que, por momentos, las escenas parecen sucederse a empellones, saltando de un checkpoint a otro a toda prisa. A eso se le añade la practica inexistencia de banda sonora durante el metraje que, cuando aparece, además apenas llama la atención.

El guión no resiste un visionado exigente, siendo apto para verlo sin plantearse demasiado las cosas, simplemente para pasar un rato. Hay momentos álgidos pero la resolución de los climax no resultan del todo satisfactorias. Hay quién dirá que Freedom es un Otomo menor... yo diría que no es un Otomo, pese a que sí se note su influjo y su sello personal a lo largo de toda la obra. Y es precisamente eso, su influencia, lo que evita que Freedom naufrague.

Y es que las emociones son un poco de garrafón, todo está un poco cogido con pinzas, las decisiones y conclusiones de los personajes no resultan muy lógicas. Si se me permite la broma en alusión a los fideos patrocinadores, todo tiene un aura un poco como a precocinado precisamente al contrario de lo que sucedía en Akira.

El celshading y el Valle Inquietante

Masahiro Mori, un científico especializado en robótica, desarrolló el principio del “Valle Inquietante”. Este concepto explica que, la respuesta emocional de una persona hacia un robot con similitud humana es positiva y empática hasta el punto en el que resultan “casi humanos”. En ese momento la respuesta se convierte en rechazo. Algo similar ocurre en la animación.

Freedom está realizado mediante una técnica de animación conocida como celshading, bastante habitual en el mundo de los videojuegos. De hecho, la elección de Shuhei Morita fue propiciada por ser uno de los directores con más experiencia en el estudio con dicha técnica ya que Kakurenbo, su anterior trabajo, fue realizada con ella y consiguió varios galardones.

Mis primeras sensaciones al respecto, en el espectacular opening con música de “This is Love” de Hikaru Utada, fueron terriblemente positivas, provocándome una fuerte curiosidad y una expectativa que, poco a poco, se fue diluyendo a lo largo del primer capítulo.

Lo cierto es que, pese a que visualmente consigue ser muy potente y el celshading le da un aura muy particular, Freedom resulta “inquietante” del modo en el que lo describía el científico Masahiro Mori. Los personajes se mueven, con numerosos cambios faciales y gestos simultáneos pero, por el contrario, en vez de parecer más realistas como uno presupone que debería ser, provocan una sensación extraña de irrealidad que no resulta del todo cómoda.

Pese a todo, da tiempo a acostumbrarse a ese efecto, pese a que a mí al menos me siguiera rechinando ligeramente. Y, aunque como yo, no estés cómodo del todo por el tipo de animación, es innegable los parabienes que tiene Freedom en el apartado visual, resultando terriblemente espectacular por instantes, dejando para el recuerdo varias escenas arrebatadoras.

Un relanzamiento sencillo pero cuidado de Selecta

Originalmente, Selecta Visión trajo Freedom en 2 DVDs por separado pero ahora ha relanzado una edición integral de la serie incluyendo ambos DVDs en un único pack con los siete OVAs, así como una pequeña selección de extras que incluyen lo básico: trailer internacional, notas de producción y fichas artísticas y técnicas, así como trailers de otras series (Sword of Stranger, Evangelion 1.11, The Sky Crawlers).

En el DVD se incluyen audios en japonés, castellano y catalán en 5.1, estando los subtítulos disponibles también en castellano y catalán. El trabajo de traducción es notable y el de doblaje es sobresaliente (al menos en la versión en castellano), estando artistas de la talla de Nuria Trifol y otros actores de Q.T. Lever en el elenco de voces en castellano. Como curiosidad, cabe destacar que es el mismo estudio que se ha encargado de volver a doblar Akira.

La calidad de visionado es correcta aunque no son pocas las voces que piden una edición en Blu-Ray de la que, por ahora, no hay visos de que podamos ver en nuestras nuestras manos. Por último, el detalle de que la portada es reversible, pudiendo elegir entre dos diseños distintos, siempre es de agradecer.

Conclusiones

Cuando uno se acerca a Freedom, tiene la sensación de ver Otomo por todas partes. Sin embargo, todo eso se diluye al visionar las OVAs. Hay un eco de Katsuhiro Otomo pero ni el guión, ni la dirección parecen estar a la altura del nombre con el que se promociona la serie. Pese a ello, no deja de ser una saga entretenida, si se obvian ciertas lagunas de guión y otra serie de problemas.

La animación celshading provoca un poco de extrañeza al principio pero también consigue grandes momentos visuales, dotándola de una personalidad de lo más particular que la diferencia de otros animes. Si consideramos esta obra dentro de la filmografía de Otomo, podríamos decir que es una de sus obras menores, algo similar a, por ejemplo, Roujin Z aunque la participación de Otomo en Freedom ha sido mucho menor.

Este anime no es uno de los indispensables como podría esperarse bajo el sello Otomo aunque sí sirve como divertimento sin pretensiones. Lamentablemente, el peso de las expectativas generadas se come a la serie, quedando la duda de qué pudo haber sido este Freedom si Otomo hubiera estado más involucrado.

Lo mejor: Una serie sencilla de ciencia ficción que puede entretener si no se buscan los tres pies al gato. El espectacular opening. Momentos de brillantez visual.

Lo peor: Hay poco de Otomo pese a lo que pueda parecer. El guión es bastante flojo y la dirección no atina con el ritmo adecuado para llevar la serie.

Ficha técnica:
Título original: Freedom
Director: Shuhei Morita
Producción: Sunrise
Guión: Dai Sato
Dirección artística: Kei Ichikura
Diseño de personajes: Katsuhiro Otomo
Música: Yoshihiro Ike
Duración: 195min.
Distribución y producción en España: Selecta Visión
Formato: DVD
Idiomas: Castellano, Japonés y Catalán (Dolby Digital 5.1)
Subtítulos: Castellano y Catalán
Precio: 19,95€
Imagen: 16:9, 1.78:1
Extras: trailer internacional, notas de producción, ficha artísticas, ficha técnica, trailers promocionales

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada