2012-01-26

Reseña: Peach!

Cuando fuimos pequeños llegó un momento en que nuestro cuerpo nos pidió ciertos estímulos que solo se satisfacían con cierta información visual. Mirábamos de reojo como nuestra mejor amiga se cambiaba de ropa mientras, sin darnos cuenta, en nuestro cuerpo algo cambiaba.

A la mañana siguiente mientras veíamos Bola de Dragón, nos sorprendíamos a nosotros mismos pensando en como estaría Chichi desnuda, o quizá nos rondaba aquella imagen en la que Goku le quita las bragas a Bulma. Algo estaba cambiando.

El pulsó acelerado, una calor sofocante que subía por la espalda, la respiración cada vez más profunda... nos encontrábamos ante el despertar de la sexualidad.

Un buen día, alguien nos habló de una anime llamado Angel que bueno, ofrecía algo más que las habituales series, algo más de contenido erótico, vamos que enseñaban mas “chicha”. Dicho y hecho, en una aventura de dimensiones que considerábamos heroicas, nos fuimos hasta Madrid para poder conseguir la ansiada cinta, sí, he dicho cinta porque por aquél entonces no sabíamos si quiera, que era el DVD.

Ahora, 16 años después volveremos a hablar de aquel autor que nos inició en el universo hentai, eso si, con clase, respeto y un buen dibujo. Hablaremos de U-Jin y de su ultimo trabajo Peach!, que como un viento de fresco, llega para renovar un genero que estaba un poco “flácido”.

Así pues, señoras y señores les dejo con uno de los maestro del arte de lo erótico, U-Jin y su nuevo manga Peach!.

Peach! Una academia de feminidad desbordada.

Peach! Nos sitúa en la piel de Hoshi Saito, un joven desempleado aun virgen. Saito es un freak en toda regla, colección pequeñas figuras que salen en esas maquinas de bolas. De hecho hasta las tiene ordenadas todas en una pequeña estantería.

Un buen día, de regreso a casa tras una infructuosa jornada de búsqueda de empleo, se encuentra a una belleza despampanante delante de su puerta. Con una mezcla de sorpresa e incredulidad, la pregunta a esta chica a quien espera y, ¡OH, sorpresa!, le esta esperando a él.

Curiosamente, esta chica ya había aparecido en su vida, pues presenció como la ex novia del protagonista, le dejo en el altar. Las intenciones de Momoka Kiyozumi, que así se llama esta chica, aparentemente no van más allá de devolverle el ramo de la boda, pero en realidad, ella se siente atraída por él.

Tras explicarle esto último a Saito, éste no se termina de creer que una chica tan guapa y tan “maciza” este colado por él, así pues le pone entre la “espada” y la pared diciéndola, “ si tanto te gusto, acuéstate conmigo”. A lo cual ella accede sin problemas.

Debido a ciertos problemas técnicos de Saito en el cuarto de baño, no logra consumar el acto tan ansiado por él, y así, al día siguiente tras darse cuenta de lo tonto que ha sido (por no decir estúpido), se viste y sale a la calle a buscar trabajo, dejando a Kiyozumi acostada en la cama.

En la otra punta de la ciudad, una academia de ingles que se enfrenta a su cierre, decide poner freno a este problema contratando a un actor super atractivo para atraer a las alumnas a dicha escuela. La dueña, una mujer con un espíritu lascivo desbordado, empieza a buscar a dicho individuo, pensando como no, en que a cambio de “ciertos favores” a las alumnas, estas se apuntarían a su academia llamada Peach!.

Por equivocación, Saito se ve contratado por dicha academia donde no sólo se enfrentará a la tarea de profesor de inglés, si no al duro trabajo de “hacer favores” a las futuras alumnas de Peach!. Pero claro, hay ciertos “conceptos” que no tiene muy claros nuestro protagonista, pero será la directora de la academia quien se encargue de “explicar” sin pelos y con detalles, como ha de hacerlo.

Con H de Hentai.

No se si será por mi edad, o bien porque me trae recuerdos de mi pubertad, pero cada vez que hablo de U-Jin me acuerdo de New Angel. Hace muchos años todos los españoles pudimos disfrutar de esa magnifica cinta que sólo se podía encontrar en ciertas tiendas especializadas. La serie en VHS consistía en un número de Ovas basados en el manga publicado en España.

El manga de Angel se publico allá por 1994 en España, y si la memoria no me falla, fue uno de los primeros mangas hentai que vieron la luz en la península.

Ya a años luz del formato de impresión de aquel titulo, Peach! se presenta en un formato más pequeño al que estamos acostumbrados del tankoubon habitual. De tapa blanda, la edición cuenta con 328 páginas, son dos tomos de la edición japonesa por volumen, en blanco y negro con sobre cubiertas. Un tamaño que algunos considerarían demasiado pequeño, como es mi caso, y otros lo verían perfecto para sujetar con una mano.

Eso si, cabe destacar que es un formato bastante idóneo para presentar ciertas escenas a pagina completa, escenas que pueden requerir algo más de tamaño que una viñeta normal. Una letra amplia ayuda a la lectura fácil y rápida, algo de vital importancia en las repetidas escenas de acción del manga.

Lamentablemente y debido a su edición en origen, el manga nos llega con censura, no se si mucha o poca, pero la suficiente para tapar los sexos tanto de ellas como de ellos. Actualmente, la publicación está en manos de Ediciones Glénat, con tres tomos en la calle, de los 6 que son la serie entera a un precio de 9,95€

Señores, hablemos de dibujos pornográficos.

Decir que en este manga hay ligeras escenas de sexo sería una eufemismo, pues las escenas que coito que se puedes disfrutar en las paginas de Peach! son muchas y muy detallas.

Pero hay algo que es de agradecer, estas escenas no son un continuo sin sentido de escenas de pornografía sin más, no, responden a una historia, una historia con su presentación, nudo y desenlace. Cosa que es de agradecer, pues a aquellos que sientan cierta inclinación por el género, verán con buenos ojos como este autor pone “cada cosa en su sitio”.

Pechos exagerados y algún que otro orgasmo, digo, erupción del Vesubio, son recursos que el autor emplea en sus escenas de “amor”, no perdón, llamemos a cada cosa por su nombre, sexo.

Hay un detalle que me ha hecho bastante gracia. Entre estas escenas, nos podemos encontrar con clases teóricas relativas a apareamiento humano. Personalmente creo que son cosas que debe de saber la persona que lea dicho manga, pero todo hay que decirlo, me parece curioso e incluso gracioso, este toque cultural que el autor ha querido plasmar, aunque pensándolo bien, creo que va más por aquello del hacer reír.

Chicas U-Jin. Un concepto en sí.

Tal es la fama de este autor, que hasta tienen un nombre personalizado de su tipo de dibujo, para ser más exactos, de cómo dibuja a las féminas.

A lo largo y ancho de todas sus publicaciones, este autor ha demostrado un estilo especifico a la hora de dibujar a las mujeres. Sobre todo en las caras, si se hace una retrospectiva de todos sus trabajos, caemos en la cuenta de ciertos rasgos característicos en los rostros de todas sus chicas. No en tanta medida, el resto del cuerpo también responde a la manera tan personal de cómo este mangaka, ve a las mujeres.

Chicas U-Jin, este es el sobre-nombre que ha conseguido la manera de dibujar a las chichas de este autor.

U-Jin. El genio.

U-Jin quizá puede ser uno de los autores hentai más respetado por múltiples razones. Una de ellas es el cuidado del dibujo. Hay muchas ocasiones en las que la palabra hentai se confundo con trazo burdo, historias sin sentido, y el sexo por el sexo. De esto es de lo que este autor se aleja.

Un dibujo femenino que ha causado escuela, un guión más o menos estructurado y con una historia sólida, un detalle en ciertos planos dignos de el manga de más éxito, y como no, sexo, planos de escenas de “chaca chá”. Todo esto hace que sea un placer leer manga de este autor, más allá de lo meramente evidente.

U-Jin es el seudónimo de este mangaka japonés nacido en la prefectura de Yamaguchi el 15 de junio de 1959. Especializado en ecchi y hentai a lo largo de su carrera, ha realizado un gran número de trabajos. Pero este autor es conocido por sus chicas, si bien no por ser las más bellas que se puedan dibujar, sino por su increíble erotismo que ha dejado huella en el publico en general.

Con una mezcla de humor y erotismo, su trabajo más famoso fue Angel, y su anime New Angel, una serie de OVAs basadas en el manga de cinco episodios producidos por Pink Pinneapple y Tripe X en 1994.

Estos son algunos de sus trabajos: Angel, Candy, Girl Rush, Kounai Shasei Another Story, Nankyoku 28-gou, New Angel/Shin Angel, Puremia/Premium (6 tomos), Refremne (6 tomos) súper DNA, Visionary (10 tomos), y la más reciente Peach! con 6 tomos en su edición original japonesa.

Opinión

Una de las cosas que más me han gustado de Peach!, es como el autor consigue ir excitando al lector muy poco a poco. Lo más fácil quizás seria poner escenas de sexo sin mucho sentido, incluso habrá gente que lo encuentre práctico, pero el arte de ir dando al lector las dosis justas de erotismo sin llegar a la pornografía, no tiene misterios para U-Jin.

Quizás hubiera preferido el formato tradicional del resto de publicaciones de Ediciones Glenat, algo más grande, pero bueno, quizás se nivela con la calidad del papel, o de lo “monos” que quedan todos los “tomitos” puestos unos al lado de otros.

Lo mejor: La calidad de la obra, y sobre todo, la apuesta de Glénat por este genero.

Lo peor: El formato de la edición. Hubiera preferido el tomo tradicional, creo o pienso que es un genero para ver en formato grande.

Ficha técnica:
Título original: Peach!
Guión: U-Jin
Dibujo: U-Jin
Editorial japonesa: Ohzora Shuppan
Editorial española: Ediciones Glénat
Formato: Tomo A6 rústica (105x148) con sobrecubierta, 366pág.
Precio: 9,95€
Nº de tomos en japonés: 6 Tomos (cerrada)
Nº de tomos en castellano: 3 Tomos (abierta)

9 comentarios:

Kaisser dijo...

estoy de acuerdo, el formato no es el adecuado para esta serie pero bueno... al menos así es más corta.

Ojala esto les anime a traer los tomos de Angel o Visionery, o ya que estamos las series aún desconocidas de este autor como Fobia o Vixens... ¡aunque preferiría más que todas esas la de Sakura Tsushin!

Kazu dijo...

A ver, tantas críticas al tamaño del tomo... ¡¡Hablad con Ohzora Publishing, que son los que la reeditaron en ese formato en Japón!! Y os quejáis a ellos, no a Glénat xD. La edición española está basada en la suya y punto, por eso es así... Glénat no puede andar cambiando los materiales como les da la gana.

Por cierto, haced el favor de corregir el texto, que hay quinientas faltas de ortografía por palabra (obviamente exagero, pero hay muchísimas) y es UN DOLOR DE OJOS bestial.

Dejando eso a un lado, U-Jin es el mejor mangaka de hentai que ha salido fuera de Japón, y si no preguntad en Francia, donde han editado todas sus obras con un éxito tremebundo, y veréis (aquí en España, al parecer, se está vendiendo bastante, y menos mal, porque la historia está genial).

Destacar además que no todo el tomo es sexo, y ésa es la gran virtud de este autor; como ya dije en otros comentarios, esta obra es una comedia, como todo lo suyo, y yo personalmente no me excito nada (ni falta que hace) porque me paso toda la historia en tensión (el argumento, aunque no lo parezca, es muy serio) y descojonándome de risa. Esto es para echar el rato, punto, no es un hentai al uso, y es por eso por lo que merece la pena.

Hale, a seguir leyendo. Yo espero con ansias el tomo 4, que la historia se ha quedado muy interesante.

David J. 'Batto' dijo...

Sea por Glénat o por quien sea creo que es un concepto a comentar lo del formato... y creo que en ningún momento en la reeña se ha criticado a Glénat por ello, además es una simple opinión del redactor. Nada más.

PD: En cuanto al texto en sí, ya le he echado un ojo, puede que se me colara alguna falta, lo siento! y gracias x el aviso!

Dragneel D. Natsu dijo...

El principio de la reseña me recordó a cuando Leo-dono contó en la radio su anécdota de cuando "unos niños de 18 años se fueron a una aventura llamada comprar hentai"... O lo de "hentai con viñetas 3D" xDDDD... Muy buena reseña...

Quinto Sertorio dijo...

Cuando los vi por primera vez en la tienda, pensé que era algún tipo de coña, como esos mini-libros que se compran para decorar, porque si los les se te caen lo ojos.

El tema de la ergonomía no me termina de convencer.

Karellen dijo...

¡Muy buena reseña! Y sí, los tomos son un poco pequeños para mi gusto. Pero lo compensa el que son casi el doble de gruesos, y el precio para un manga de más de 350 páginas no está mal. Lo mismo me animo y compro el primero, sólo para probar (aunque lo mío son más bien los mechas gigantes pilotados por adolescentes traumatizados involucrados en conspiraciones apocalípticas).

Yukio dijo...

Yo tampoco puedo leer cómodamente formatos tan minúsculos; además, el rollo "hentai" no me llama demasiado que digamos.

Temerium dijo...

Me he pillado 1º tomo, me he leído un par capítulos y risas xD.

Me ha sorprendido también lo pequeño del tomo.

dreK dijo...

Pregunta, este autor, no es el autor del manga de Golden Boy (desconozco si alguna de las otras obras que habéis puesto arriba es el nombre de Golden Boy en japones)? Lo digo porque el dibujo masculino es identico, aunque el de esta obra más mejorado claro esta.
Un saludo

Publicar un comentario en la entrada